, , ,

Protección pasiva, ahora en Jaén

Protección pasiva, ahora en Jaén

Fecha: 19/10/2016

Esta vez Ignifugaciones Sevilla® ha ampliado sus fronteras hasta Jaén. Un equipo de profesionales se trasladó hasta dicha provincia para realizar trabajos de protección pasiva contra incendios en una nave que ya estaba operativa.

Disponibilidad Geográfica.

TrasladoEn la actualidad en Ignifugaciones Sevilla® realizamos trabajos en las provincias de Sevilla, Córdoba, Málaga, Cádiz, Huelva y Granada, trasladando a equipos y operarios desde la ciudad de Dos Hermanas. Pero el pasado mes, se ampliaron fronteras y nos trasladamos a la ciudad de Jaén para realizar trabajos de protección pasiva en una nave  que ya estaba operativa, por lo que se tenía que realizar el trabajo con la nave ocupada por materiales y trabajadores de la empresa propietaria de la nave.

En el artículo Protección contra el fuego, explicamos que existe una normativa  que exige la protección pasiva contra incendios, en naves comerciales e industriales, que consiste en minimizar el riesgo de que los usuarios de un edificio sufran daños por un incendio de origen accidental, y para ello utilizamos pintura intumescente o mortero de lana de roca, ambos materiales se le aplican a la estructura de la nave cuya función es protegerla contra el fuego durante un tiempo para que personas que se encuentren dentro de la nave puedan salir sin sufrir daños. primer apartado

Ejecución de los trabajos.

Para poder cumplir con los objetivos marcados en este proyecto nuestros profesionales tuvieron que poner mucho cuidado para proteger los distintos materiales que ya se encontraban en la nave, por ese motivo también se trasladaron los equipos necesarios para dicha protección.

Se realizó el trabajo de aplicación de pintura intumescente en la estructura de la nave con la ayuda de andamios y su aplicación puede ser con brocha o con pistola AIRLESS.

También se aplicó mortero de lana de roca ignífugo con base de cemento al techo de una estructura que se encontraba dentro de  la nave, dándole un acabado rugoso blanco, con una capacidad protectora de aislamiento térmico que no produce ni humos ni gases tóxicos lo que hace que no contribuye al desarrollo del incendio. La aplicación de dicho mortero se puede realizar con una máquina automática de proyección y más tarde se puede cubrir.

Si te ha gustado este artículo síguenos todas las semanas en nuestro blog y en las redes sociales.

Deja tu comentario y comparte para que lo vean tus amigos.

 

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir